Antropología Nutrición

 

 

11/05/014. Respuesta a Ricardo Peirano (Director El Observador) y a su opinión sobre los Saleros en Bares y Boliches en Montevideo

El señor Ricardo Peirano de El Observador  dio su opinión, mal estaríamos si le llamáramos análisis, ya que no tiene ninguno de sus nutrientes esenciales.

La sal parece haber originado un debate (vaya a saber si pequeño o masivo) sobre las libertades individuales.  Incluso el autor de la columna predice un futuro en donde “podemos acabar comiendo un menú único en todos los restaurantes de Montevideo”.

Decargamos;

No vemos demasiado problema en pedir el salero a la hora de consumir un menú, de hecho la libertad individual se explaya en mayor magnitud, ya que el salero no está impuesto (clavado en la mesa) sino que somos nosotros que lo pedimos o no. Son hábitos que se intentan fomentar, además de las buenas costumbres, no vendría mal luego de pedirle al mozo el salero decirle “gracias, muy amable”.  El señor Peirano habla de restricciones, pero en realidad no las hay.

Desconocimiento;

En la columna también escribe que “no tiene efectos nocivos inmediatos y ninguno para los acompañantes (como podía ser el fumador pasivo)” . El columnista hace una distancia significativa entre el tabaco y la sal, grueso error, desde varias aristas y detallamos; una persona de más de 40 años que fuma y además tiene hipertensión ¿Qué lo matará primero? ¿La sal o el tabaco? No se equivoquen, son más inteligentes y estrategas en nuestro organismo…ambos se unen para perjudicar la salud del individuo. Se  hace un distanciamiento que no existe.   Es más, Saliendo de nuestro cuerpo y sus alrededores…y más allá de la sal por si sola; Si hay una crítica que se le ha hecho a la Organización Mundial de la Salud es precisamente, que no ha tenido la misma postura crítica y contundente sobre los productos alimenticios nocivos, como si con la industria tabacalera. Los alimentos nocivos y la industria tabacalera actúan de la misma manera;  The Lancet Impactó con su documento sobre las relaciones entre las industrias tabacaleras, alimentos ultra procesados, bebidas, y bebidas alcohólicas. La revista médica Británica, publicada semanalmente por the Lancet Publishing Group

Más desconocimiento;

“En efecto, en cualquier momento se va a seguir en el camino restrictivo por el azúcar, que también puede dañar la salud si se consume en exceso, la carne vacuna y ovina, que aumentan el colesterol, el asado por la cantidad de grasa que tiene, las bebidas alcohólicas, y una cantidad de alimentos que, consumidos en exceso, pueden ir generando enfermedades de muy diversa índole. Y en aras de la “salud” o de la “alimentación saludable”, se seguirá coartando nuestras libertades”  Ya Fundamentamos  que las libertades no se pierden, a lo sumo habrá un exceso de buenos modales. Lo que aumenta el colesterol (LDL) son las carnes de alto tenor graso (menos el pescado). Es por eso que desde hace tiempo clamamos por un corte magro de carne roja a bajo costo para los uruguayos, y en este punto de seguro el señor Peirano estará de acuerdo,  es inadmisible que se exporte la mejor carne, que los frigoríficos se hagan  ricos, y que a los uruguayos nos vendan la carne magra a precios de exportación. Necesitamos regular la comercialización de carne y sus precios en nuestro País. Primero nuestra gente. En este concepto nos podemos referir a varios productos, pero decir que los hábitos alimentarios están condicionados por el modelo de producción de un país. Hace unos días la Comisión Nacional de Fomento Rural lanzaba un comunicado; Desaparición de 12 mil empresas familiares en la última década. Pdf.  Dicen por ahí que al perder Soberanía Alimentaria perdemos algo de nosotros mismos. Y cuando se hace una huerta ganamos algo de Soberanía Alimentaria. ¿Hay algo más saludable que tener una chacra o una huerta?

Marihuana;

“Eso sí, en productos claramente dañinos para nuestro cuerpo y nuestra mente como la marihuana, el gobierno quita restricciones y alienta el consumo” Es verdad Peirano, el gobierno en este tema quita restricciones para su compra, pasa del mercado ilegal al legal, una ley polémica y no apoyada por la mayoría de los Uruguayos. Sin embargo la comparación marihuana-Sal es absurda, la Sal es la asesina silenciosa, ¿nunca escuchó de un médico “el infarto no avisa, cuando viene… viene”?. La Sal literalmente mata personas, de forma directa. Adicción; En Marzo del 2014 la Sociedad de Cardiología de España publicaba La sal, una droga tan adictiva como la cocaína” “Así, un estudio elaborado en ratones por las universidades de Duke y Melbourne demostró que la necesidad de consumir sal era la misma que la relacionada con la adicción a la cocaína o a los opiáceos como la heroína”.

¿Beneficios de quitar el salero de la mesa?;

Señor Peirano, esto es solo un acto de concientización y buenos modales, el camino es largo, y debemos reformular y sumar nuevas estrategias y normativas, así como asegurar a los uruguayos alimentos verdaderamente saludables a costos razonables, a través de un reforma de la producción, paulatina y continúa, que por ahora no se visualiza.

Recomendaciones;

“Un mundo feliz” de Aldous Huxley, dónde los ciudadanos consumen el SOMA, un narcótico que los mantiene autómatas y en una falsa libertad. Luego analice nuestros hábitos regionales y como han sido modificados al no poder acceder a ellos por sus precios, para que al mismo tiempo la industria de la obesidad nos invada siendo muchas veces la única opción, esa misma industria que globalmente se posiciona en contra del etiquetado de sus productos. ¿De qué libertades habla?

Atentamente Lic. Nutrición Sebastián Prates Director de los Documentales "Salud" y "Consumo", Director de la ficción "El mundo feliz de los alimentos".

Publicado Antropología Nutrición. 11/05/014. 20:15 hs.